17 diciembre, 2021

Palabras

Share on print

1. Contempla

click en la imagen

2. Escucha

Génesis (cf. Gn 49,2.8-10)

En aquellos días, Jacob bendijo a su hijo Judá: «A ti, Judá, te alabarán tus hermanos, y serás fuerte. No se apartará de ti el cetro, ni el bastón de mando, hasta que venga aquel a quien está reservado, y le rindan homenaje los pueblos».

3. Reza

La palabra es un regalo que nos permite comunicarnos y relacionarnos con las personas que nos rodean. A veces nuestras palabras acunan, acarician y sanan; pero otras veces hacen daño a los demás. 

Por eso, al escuchar cómo Jacob bendijo a su hijo Judá, quiero pedirte que de mis labios también salgan solo palabras de bendición, palabras que agradecen, palabras que reconocen el valor de las personas y de las cosas. 

Señor, dame un corazón generoso que se alegre por el bien de los demás. Aparta de mí el gusano de los celos que sólo trae la envidia y la amargura. Y haz que te bendiga por todos los dones que has puesto en mí. Amén.

 

4. Vive

Voy a controlar mis palabras cuando éstas puedan hacer daño. Cuento diez o lo que haga falta antes de decir algo fruto de la rabia o de la envidia.